Novedades del sitio

Resumen de prensa. Del 10-14 de diciembre

 
Imagen de Coordinadora ONGD
Resumen de prensa. Del 10-14 de diciembre
de Coordinadora ONGD - lunes, 17 de diciembre de 2018, 12:22
 




La semana de los Derechos Humanos ha venido marcada por dos cumbres internacionales. Polonia acogía la Cumbre Mundial del Clima (COP24), y Marruecos la de Migraciones. Tanto una como la otra han merecido la atención de no pocos análisis.

El Pacto Mundial para la Migración, acordado en Marruecos, viene con más ruido que nueces. Un pacto no vinculante que ONG y personas expertas temen que no se cumpla. El blog 3500 millones realizó una serie de artículos en los que analiza el proceso y sus propuestas:

El Pacto Mundial por las Migraciones le sienta bien al desarrollo

Un pacto migratorio para la salud global

Migraciones: necesitamos nuevas y mejores ideas

Y ahora, ¿qué?  

 

Mientras los líderes políticos firmaban un acuerdo más, a pocos kilómetros de Marrakech, el Aquarius se veía obligado a finalizar los rescates en el Mediterráneo "ante los ataques incesantes de los que han sido objeto el barco y su tripulación".

30 años han pasado desde que la ausencia de vías seguras comenzara a ser sinónimo de personas fallecidas por intentar atravesar el Estrecho de Gibraltar. Tres décadas después, la tragedia ha aumentado su dimensión y contabiliza casi 7.000 muertes.


COP 24

La COP24 ha generado tensiones que hacen temer que el acuerdo final no recoja la ambición que se necesita de manera urgente. El Secretario General de la ONU, António Guterres, advirtió al mundo de la ruta “inmoral y suicida” en la que se encuentra, “Malgastar esta oportunidad comprometería nuestra última gran oportunidad de detener un cambio climático fuera de control.”

Mientras los representantes políticos discutían por enésima vez cómo reducir la temperatura del planeta, las emisiones volvían a subir y marcar un récord histórico. Lo que está claro es que, si el clima fuera un banco, ya habría sido rescatado.

En este contexto, aprovechamos para publicar un artículo en el que recordar que nos enfrentamos a los 10 años más decisivos de la historia de la humanidad y las medias tintas no valen: los actuales compromisos de reducción de emisiones contaminantes son insuficientes. Tanto, que debemos “Sobrevivir en un mundo tóxico”.

Las consecuencias del cambio climático están atacando directamente a las personas más pobres. La población peul, el pueblo nómada más numeroso del mundo, vive con el hambre en los talones. La desertificación provocada por el cambio climático avanza y el norte de Senegal se ha vuelto cada vez más inhóspito. Tres sequías (2011, 2014 y 2017) han azotado el área en los últimos años, una rápida sucesión que ha dejado sin alimentos a 245.000 personas en 2018

El control de las materias primas está generando múltiples batallas con millones de víctimas, más que ningún otro conflicto haya provocado. Y no solo mata el hambre; el expolio de tierras, el comercio de alimentos y la modificación genética de semillas también lo hacen.


Carrera armamentística

Las cumbres internacionales y los debates sobre pactos y acuerdos han escondido los movimientos que está viviendo la producción de armas. En 2017, las ventas de los mayores fabricantes crecieron un 2,5%, el tercer año de aumento consecutivo, según el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo. El 57% de las ventas mundiales está controlado por Estados Unidos. España hace su parte y esta misma semana, en con Consejo de Ministros aprobó el mayor plan de gasto en armamento desde 1997: más de 7.300 millones destinados a fragatas, vehículos blindados y cazabombarderos. Avanza, de este modo, hacia el 2%del PIB impuesto por Trump a los Estados miembros de la OTAN.

Las consecuencias de la escala armamentística afectan directamente a la seguridad y la vida de las personas. Uno de los casos más escandalosos es Yemen que continúa sumando víctimas de una guerra con múltiples vértices; a las 60.00 muertes causadas por los bombardeos, se añaden las provocadas como consecuencia de la hambruna o el cólera.

En un contexto mundial de este tipo, contar con análisis y herramientas para analizar los intereses, decisiones y consecuencias del comercio armamentístico se hace esencial. Por eso, damos la bienvenida a “Planeta Desarmado”, un espacio antimilitarista en manos de la Plataforma Desarma Madrid que denunciará, en El Salto, la sinrazón militarista y las alternativas no violentas. 


Derechos humanos y Nicaragua

La celebración de los 70 años de los derechos humanos debe mucho a las mujeres. Algunos de sus contenidos no habrían sido posible si la implicación activa de mujeres que consiguieron, entre otras cosas, que se hablara de “seres humanos” y no de “hombres”. A lo largo de siete décadas las mujeres han estado a la vanguardia de su defensa. Amnistía Internacional lo explicaba en nuestro blog con un artículo titulado “No es labor para mujeres defender los derechos humanos en tierra de hombres”. Muchos de los logros conseguidos en este tiempo han tenido a las mujeres como protagonistas.

En Nicaragua el movimiento feminista ha demostrado una defensa férrea de los derechos humanos y la democracia. En la última semana, el Gobierno de Ortega ha recrudecido su represión al cancelar la personalidad jurídica de varias organizaciones sociales a las que incluso se les ha confiscado sus bienes. Ante tal situación LaFede difundió un comunicado de apoyo a las ONG en el país; desde la Coordinadora, nos sumamos a esa denuncia.


 Cooperación

Esta semana se presentó el Informe sobre La salud en la Cooperación al Desarrollo y la Acción Humanitaria 2018. El informe Un informe de Médicos del Mundo y Medicusmundi denuncia que la ayuda para este sector de la cooperación internacional, con 65,6 millones en 2017, apenas representa el 2,56% del total. Denuncia también que, a este paso, necesitaremos 15 años para recuperar los niveles de cooperación que teníamos antes de la crisis.